Casi todo el vestuario folklórico de Panamá se produce en las provincias de Los Santos y Herrera. Las polleras, montunas y basquiñas, el montuno ocueño y la camisilla, se trabajan en sitios como Guararé, San José y Ocú. En Los Santos también se trabajan los encajes de mundillo.

El tejido de crochet y sus aplicaciones están dispersos por toda la República, pero son estas dos provincias las que más producen de esta artesanía. Con el se adornan manteles, cubrecamas, pañuelos, vestidos y ajuares de bebé.

La utilización de escamas de pescado para confeccionar tembleques de pollera, data de mediados de siglo. En las provincias de Herrera y Los Santos es donde se produce esta artesanía.

Las perlas de plástico y la pedrería de cristal, se utilizan en los tembleques de pollera. Los tembleques de perlas y/o cristales se originaron en la capital y allí se mantienen las principales temblequeras de este estilo. Los tembleques de gusanillo se hacen tanto en la capital como en Herrera y Los Santos.

Los Santos es el lugar para ver las hermosas Polleras tejidas a mano, el traje típico de Panamá. Aquí usted también encontrará a los artesanos que hacen las famosas máscaras de diablicos.

En la música folclórica panameña distinguimos la música vocal como: la saloma, el tamborito, la tuna, la mejorana, los congos y los bullerengues; y la música instrumental como: la mejorana, el punto, la cumbia y otros, son autóctonos de la región.

La Cumbia (Los Santos)

Baile de origen africano, practicado en casi la totalidad del Istmo, variando según la región, la cumbia se realiza en ruedas y se gira en forma contrarias a la manecilla del reloj.

El Punto (Los Santos)

De innegable herencia hispánica, constituye la modalidad más elegante, delicada y romántica de nuestros bailes, es considerado el baile más elegante de nuestro folclore.

Herrera: Es el mayor productor de cerámica y alfarería en la Repúlica, confección de sombreros de bellota.

Los Santos: Talabartería: muebles, taburetes, sillas de montar y otros. Bordados de ropa, confección de polleras, de hamacas, fuegos de artificio, tembleques e instrumentos musicales.

La materia prima es oro, plata, hierro, etc. Con oro y plata se trabaja la orfebrería y la joyería. Los mejores orfebres los encontramos en Herrera y Los Santos, con una pequeña representación en la capital. La forja y herrería se aplica a muebles, verjas, puertas, adornos y esculturas y se practica en todo el país.

El uso del cuero animal para indumentaria y trabajos artesanales viene de la prehistoria humana. Sin embargo en nuestro país desde la época precolombina tuvo diferentes usos, más que todo para instrumentos musicales y cutarras. Los zurrones para llevar carga a caballo, enjalmas para bestias de carga y sillas de montar, llegaron después con los españoles y estos se confeccionaron de pieles diferentes a las usadas por los indígenas, pues se introdujo el ganado vacuno con la arribada de los íberos.

La producción de los artículos de cuero, esta dispersa por todo el país, pero la manufactura artesanal se centra principalmente en las provincias de Herrera y Los Santos .

Son pocos los panameños que trabajan nuestra arcilla roja. Tenemos tres sitios grandes de producción localizados en El Silencio, La Hortiga y el Valle de Antón de Coclé, en La Arena de Herrera y en La Peña de Veraguas, siendo los dos primeros los más importantes.

El tradicional taburete, los juegos de sala y comedor, las mecedoras, etc., tienen como centro de producción las provincias de Herrera y Los Santos, principalmente en la región de Sabana Grande.

Costumbres y Tradiciones

Los campesinos panameños cantan mejoranas cuando se reúnen en: las juntas, los velorios, las fiestas religiosas y las cantaderas.

Las fiestas más notables son: las patronales, el Sábado de Gloria, EL Día de la Cruz, el Festival de la Mejorana, el Festival de la Pollera, San Sebastián en Ocú, Corpus Christi y otros

Para que mostrar más , es hora de conocer Azuero te esperamos!